COLUMNA #8 : A la2da del hogar Mejía Echeverría


Mujer serena que busca la paz
para conocerse a sí misma.
Hace poco tiempo que nos conocemos, pero si la vida hizo que nos conociéramos y encontraremos debe ser porque nos depara algo para realizar entre ambos a través de una amistad que se gestó con ayuda del maestro Manuel Mejía Vallejo, que es tú padre y un hombre al cual admiro y respeto por el gran legado que nos dejó a todos los lectores de la Literatura Antioqueña. Antes de partir el cielo al lado de sus tangos y sus aguardientes.
María José, gracias por la oportunidad que me has dado de conversar contigo en Omma, café ubicado en arquidiseño de la UPB. Junto con Jaime, Kathe y Paula. Aquel 25 de julio a las 6:10 de la tarde en medio de la brisa junto a los arboles que estaban en medio del lugar donde estaba ubicada la mesa, donde nos conocimos junto con los demás cómplices del encuentro.

Carismática que mediante su sonrisa
une a las personas, tal  y como lo hace
su familia con el tango y la Literatura.
Ahora si alguien me pregunta ¿Cómo es la hija del gran maestro Manuel Mejía? Mi respuesta seria una mujer cálida, en el trato con el otro, lo mismo que con una buena energía, además oírla hablar del legado de su padre,  es algo fascinante y agradable, puesto que devela ese amor filial de una hija hacia su padre,  que si el maestro, estuviera vivo, se sentiría muy orgulloso de la gran mujer que es ella. Porque preserva el emprendimiento y la disciplina que se narra en la casa de las dos palmas de la familia Herreros a la hora de realizar el trabajo duro y de confrontar los retos impuestos en la sociedad.


Ella es también la dulzura de las mujeres Herreros a la hora de compartir las historias y pilatunas de su hijo Matías o de las aventuras que vive en sus viajes constantes, departiendo la vida de su padre desde su legado literario.
Por esto y mucho más, hoy te deseo el mejor de los cumpleaños, espero que la vida, no dé la oportunidad para tomarnos un buen vaso de café como le encantaba a Manuel Mejía, para celebrar la llave de amistad que se puede entrejer entre tú y éste lector de la obra de tú padre.
Un abrazo y felicidades.

Juan Esteban López Agudelo
María José Mejía Echeverría: la hija del hombre que confrontó a la Antioquia del siglo XX mediante su literatura que es Manuel Mejía Vallejo, nieta de Dora Ramírez, una de las primeras del pop Art en nuestro país. Razones por las cuales, ella es una creadora de mundos fantásticos a través de la imaginación suscitada por sus viajes en nuestro bello país.
Igualmente su sensibilidad, nace como fruto de ser la hija de una arquitecta como Dora Echeverría y de su padre. Los cuales hicieron un excelente trabajo en formar a una caminante que sabrá enseñarnos no sólo a los lectores jóvenes sino a los mayores los caminos de su padre, tal y como se hacían antes en la filosofía con el legado de los maestros.



Comentarios

Entradas populares